off

George Ritzer tenía razón. Por tanto no resulta irónico —por más que pueda parecerlo— afirmar que (su libro en particular, la sociología entre medias, y la ciencia en general) nunca podrá competir con el fenómeno de moda. Hoy le toca el turno de guardia a Ana Steele.
En todo 'curso' de escritura encontrarás implícita la idea McDonalizada de que el verbo significa, ante todo, una cuestión técnica. Entre otras muchas sandeces. Esto se debe, fundamentalmente, a que el manejo de recursos literarios es lo único que podrán enseñarte en un curso de esa índole. El gusto gozo por la lectura, el saber diferenciar literatura y sub-literatura palomitera, la salvación del auto-conocimiento mediante la expresión ritual, el sacrificio que implica todo acto creativo, en fin, el tortuoso e infinito pasillo de la cultura… eso no te lo puede enseñar nadie. Debe nacer en ti, y sólo tú puedes alimentarlo. Y todo lo demás… recetas bestsellerianas.
Curiosamente, para cuando dispones de todo ello, ya no necesitas asistir a ningún ridículo curso. Simplemente alumbras la idea de que, honestamente, más allá de la prostitución mercantilista de las ideas, más allá de la vanidad y el ego, más allá de la búsqueda desesperada de comprensión/aceptación, más allá del más allá… lo realmente jodido de crear algo es encontrar una motivación suficientemente fuerte para materializarlo. Sobretodo cuando has aceptado que ya todo esta dicho, o más duro: que no merece la pena ser contado.
O aún peor: que para pensar en arte antes necesitas saber asegurada la comida de mañana, circunstancia conmutable con la de poseer algún trastorno psiquiátrico lúcido a la par que severo (o bien ser conocedor de la proximidad acuciante de tu propia muerte).


Ergo el arte es patrimonio exclusivo de acomodados y tarados. Yo tengo un poco de ambos. Universos enteros nacen y mueren cada día en los acantilados de mi cognición. Y objetivamente no importan más que vuestras vidas grises que, como Panero, a veces querría espachurrar como colillas. No, no me siento superior a nadie: vuestras miserables existencias consiguen que me sienta menos inferior en términos comparativos. Que es distinto. Estar vivo no es sino el plagio del plagio del plagio del primer pez que se folló a una lagarta. La inspiración es una ilécebra. Toda inspiración te lleva, indefectiblemente, a la muerte. Inspirador sería, reconozcámoslo, volar por los aires junto a una sucursal de banco (además de verdadera 'obra social'). Lastima que hay tantos bancos —y tantas bombas— pero tan pocas vidas. Lo de los gatos es una patraña. Y la reencarnación demasiado controvertida. Si de verdad somos lo que comemos nos habríamos muerto todos de hambre ante la disyuntiva. Yo no quiero ser un cerdo ni un puerro el día de mañana. Pero Saturno no estuvo de acuerdo con eso de morir: así nació el canibalismo. La literatura es escribir con tu propia sangre en una pluma de cigüeña roba-bebés. El arte es LA caja. Una caja para gobernarlas a todas, una caja para encontrarlas, una caja para atraerlas a todas y atarlas en las tinieblas. Me imagino las tinieblas muy similares a un cuadro de Dalí. Todos deberíamos llevar bigotes como el suyo. Hombres y mujeres, por aquello de la iconoclasia. Pero sobretodo, ante todo, deberíamos aprender de Onán. A Onán se la pelaba todo. Incluso Dalí. De haberse conocido.

0 coros disfónicos :

ABERTIS ▼ 0,12 ACCIONA ▼ 0,63 ACS ▲ 0,23 AMADEUS ▼ 0,99 ARCELORMIT ▼ 0,93 BA.POPULAR ▼ 1,80 BA.SABADELL ▼ 1,62 BA.SANTANDER ▼ 0,86 BANKIA ▼ 0,77 BANKINTER ▲ 0,65 BBVA ▼ 0,30 BME ▼ 0,33 CAIXABANK ▼ 1,28 DIA ▼ 1,51 EBRO FOODS ▼ 0,69 ENAGAS ▲ 0,67 FCC ▼ 0,23 FERROVIAL ▼ 1,29 GAMESA ▲ 1,09 GAS NATURAL ▲ 1,23 GRIFOLS ▼ 0,44 IAG ▲ 2,31 IBERDROLA ▲ 0,31 INDITEX ▼ 0,71 INDRA ▲ 0,38 JAZZTEL ▼ 1,16 MAPFRE ▼ 0,96 MEDIASET ▲ 1,05 OHL ▼ 1,03 PUCK INC ▲ 2,50 REC ▲ 0,11 REPSOL ▲ 0,20 SACYR ▼ 0,24 TEC.REUNIDAS ▼ 0,58 TELEFONICA ▲ 0,88 VISCOFAN ● 0,00